Los 4 errores que estás cometiendo con tu cama

En los últimos años aunque los pisos han disminuido en metros cuadrados, ante el encarecimiento generalizado de la vivienda, las camas han seguido aumentando. De hecho si nuestros padres dormían como mucho en camas de 135 cm ahora los vendedores de colchones apuntan al tamaño de 180x200 es el más demandado por todos. 

Pese a este gran tamaño de cama, donde podemos dormir placidamente dos personas y descansar de forma adecuada, a veces una mala elección en la ropa de cama y en los complementos hace que nuestra cama parezca más pequeña o tengamos la sensación continua de agobio. 

En el blog marcamos cuatro errores básicos que solemos cometer en decoración y cómo los puedes solucionar hoy mismo. 

 

cama flor contorno

En la imagen la funda nórdica Flor Contorno

1. Textiles oscuros, miles de contrastes y colores muy vivos sin un hilo en común 

Decir que en decoración menos es más parece la frase más manida del mundo, ¡pero es cierto por completo! La ropa de cama es tu herramienta más poderosa para crear efectos en la cama, así que quieres que todo parezca más amplio debes seguir algunos consejos básicos. 

Busca un hilo conductor para la ropa de cama, este pueden ser unas sábanas gustosas en tonos muy claritos (blancos, beiges o grises), cuadrantes lisos o fundas blancas. 

Cuidado con confundir tener un hilo conductor con crear un dormitorio aburrido o poner todo a juego. En ambos casos, tu decoración siempre será descafeinada y sosa. 

sábanas

En la imagen las sábanas estampadas de hojitas

¿La solución?  Equilibra al máximo la decoración. Si apuestas por una funda en tonos intensos, elige sábanas blancas y cuadrantes lisos para restarle saturación. Del mismo, no optes por sábanas y funda en blanco si el resto de la decoración es muy minimalista. 

En este caso, funciona genial poner algún cojín, usar una colcha a modo de plaid en los pies de la cama o incluso introducir un poco de papel pintado en el cabecero para romper el monocolor. 

2. El tamaño sí importa, cuidado con las proporciones

Hemos arrancado el post hablando de que cada vez elegimos camas más grandes, mucho cuidado en este punto porque podemos crear habitaciones que sean estrechas y creen la sensación de permanente agobio. 

 

cama elemordecor

En la imagen la funda nórdica Island Blue en casa de Elemorlovedecor_blog

A nivel general coge el metro y deja una media de 70 centímetros alrededor de la cama, para dejar un paso cómodo alrededor de ella. Del mismo modo, no te excedas al comprar cabeceros altos o con mucha presencia. 

Si nos basamos en qué textiles elegir, un recurso es utilizar fundas nórdicas de rayas horizontales para ampliar el espacio o verticales para dar profundidad a la estancia. 

3. ¿Todo al blanco? Sí, pero con matices

No lo vamos a negar en cuartos muy pequeños nuestra colección de básicos y lisos es esencial. Su algodón percal de 200 hilos la hacen un fondo de armario perfecto en todas las casas, pero si faltan centímetros con mucha más razón. 

 

funda nórdica

En la imagen la funda nórdica Paisley Air

Si vas a elegir blanco o un beige muy suave, puedes ir cambiando accesorios dos semanas o al menos con el cambio de las estaciones. Aquí funciona poner plaid, cuadrantes y cojines distintos. Al mismo tiempo, además del blanco puedes optar por fundas con estampados suaves como la Paisley Air, la de cruces o de la cuadraditos blancos que te compartimos a continuación. 

 

4. Las cortinas también tienen mucho que decir 

Dejamos de poner los ojos en la cama, para concretar de donde viene la luz. Todos los decoradores e interioristas del mundo la buscan y la potencian para acabar con los problemas de espacio. 

 

cortinas sokios

En la imagen las cortinas Beige con los visillos en blanco 

En este sentido, hay que evaluar colocar unas cortinas tipo visillo que sean muy ligeras y dejen pasar la lumonisidad con otras más oscuras o con telas más  fuertes que permitan graduar la luz y tener intimidad. En Sokios tenemos visillos y cortinas lisas como la colección LOTUS que permite este efecto de control de la luz y la privacidad. 

¿Qué error estás cometiendo tú y cómo vas a solucionarlo?